sábado, 29 de noviembre de 2008

El enfoque estructural funcionalista

estructural-funcionalista


El enfoque estructural funcionalista (también llamado funcionalismo estructural o estructuralista), es empleado en ciertas ciencias sociales, especialmente en la antropología y en la sociología. Los orígenes de esta corriente se remontan a los trabajos realizados por Émile Durkheim
Émile Durkheim nació el 15 de abril de 1858 en La Lorena, en la ciudad de Espinal, Francia, hijo de una familia obrera. Mantuvo un interés por la religión. Deseaba aprender los métodos científicos y los principios morales que guiaban la vida social, por tal razón, se esforzó por adquirir los conocimientos científicos para construir a la dirección moral de la sociedad. Obtuvo un empleo en el departamento de filosofía de la Universidad de Burdeos impartiendo cursos pedagógicos a los maestros.
En 1893 publicó su tesis doctoral denominada “La división del trabajo social”, y hasta 1895 realizó su principal trabajo metodológico, “Las reglas del método sociológico”, seguido por su aplicación empírica de esos métodos, elaboró su obra “El suicidio”. Y finalmente, hasta el año de 1912 se publicò otra de sus obras más famosas, “Las formas elementales de la vida religiosa”. Durkheim murió el 15 de noviembre de 1917, pero hasta 20 años después de esta fecha, sus obras comenzaron a influir en la sociología estadounidense. Entre quienes le precedieron en el cultivo de la sociología se halla Comte, Montesquie, Thorstein Veblen, Tocqueville entre otros.

Con el fin de lograr que la sociología se separara de la filosofía y de darle una identidad clara y particular, Durkheim afirmó en Las reglas del método sociológico que el objeto distintivo de la sociología debía ser el estudio de los hechos sociales. La aportación fundamental de Durkheim, es la de haber generado una manera de concebir los fenómenos sociales que condujeron a un enfoque funcionalista y estructuralista a lo largo del siglo XX. El desarrollo y uso del concepto de hecho social constituye el núcleo de la sociología de Émile Durkheim. Los hechos sociales eran considerados como las estructuras de la sociedad, por ende, deberían ser tratados como cosas; siendo cosas, los hechos sociales debían estudiarse empíricamente, es decir, no pueden concebirse mediante una actividad puramente mental, se requieren <>.
Durkheim afirmó que los hechos sociales eran externos y coercitivos para el actor, por tal razón, el objeto de la sociología debía ser el estudio de los hechos sociales. Émile Durkheim distinguía entre dos grandes tipos de hechos sociales: los materiales y los no materiales. La arquitectura y el derecho constituyen ejemplos de lo que significan los hechos sociales materiales. En cambio, las normas y los valores, o más generalmente, la cultura, son ejemplos de los hechos sociales no materiales.
Una manera útil de extractar los hechos sociales más importantes y para analizar las relaciones entre los fenómenos, Durkheim, comenzó por organizarlos en distintos niveles de la realidad social. Los principales niveles de la realidad social en la obra de Émile Durkheim, pueden describirse de la siguiente, manera:

A. Hechos sociales materiales:
· Sociedad.
· Componentes estructurales de la sociedad (la iglesia, el estado, etc).
· Componentes morfológicos de la sociedad (distribución de la población, canales de comunicación y estructura de la s viviendas, etc).

B. Hechos sociales inmateriales:
· Moralidad.
· Conciencia colectiva.
· Representaciones colectivas.
· Corrientes sociales.

Durkheim consideraba que la sociedad estaba constituida por “órganos” (hechos sociales), o estructuras sociales, que realizaban diversas funciones para la sociedad.

Origen del nombre
El nombre de esta escuela deriva del hecho de que para el etnógrafo polaco Bronislaw Malinowski, seguidor de las teorías sociológicas del francés Émile Durkheim, las culturas se presentan como todos "integrados, funcionales y coherentes". Por lo tanto, cada elemento aislado de la misma sólo puede analizarse considerando los demás. Este autor estudia entonces la cultura y demás hechos sociales, como por ejemplo las instituciones en las que estos están "concentrados", en función de cómo se organizan para satisfacer las necesidades de un grupo humano, es decir, todas aquellas tareas u objetivos que tienden a mantener y conservar los organismos de la sociedad y a esta como tal, incluyendo sus modelos culturales.
Caracteristicas del Funcionalismo
1. Predominio del empirismo.
2. Excesiva centralidad en el sujeto.
3. Intervencion asistencialista.
Planteamientos [editar]
La teoría funcionalista, a diferencia de lo que opinaba la Teoría de usos y gratificaciones considera a la sociedad como una totalidad marcada por el equilibrio, y en la que los medios de comunicación tienen una gran importancia dentro de la estabilidad social. Las sociedades disponen de mecanismos propios capaces de regular los conflictos y las irregularidades; así, las normas que determinan el código de conducta de los individuos variarán en función de los medios existentes y esto es lo que rige el equilibrio social. Por tanto podríamos entender la sociedad como un "organismo", un sistema articulado e interrelacionado. Una totalidad constituida por partes discretas. A la vez, cada una de estas partes tiene una función de integración y mantenimiento del propio sistema.
El pionero iniciador de la tendencia funcionalista en latinoamérica fue Gustavo Mendoza, quien adquirió sus conocimientos en el instituto humano-tecnológico Humboldt.
La teoría funcionalista se basa en la teoría de sistemas. Establece que la sociedad se organiza como un sistema social que debe resolver cuatro imperativos fundamentales para subsistir:
· adaptación al ambiente,
· conservación del modelo y control de tensiones,
· persecución de la finalidad,
· integración mediante las diferentes clases sociales.
De acuerdo al rol que asuman los subsistemas para resolver estos problemas fundamentales, actuarán como funcionales o disfuncionales.
Por ello, algunos autores piensan que los funcionalistas tienen una visión biologicista de la sociedad, es decir, entienden la sociedad como una entidad orgánica cuya normalidad viene postulada por fenómenos que se repiten regular y sistemáticamente. La "salud" de la sociedad depende de la integración funcional de sus partes en el conjunto. El encargado de la integración es el sistema institucional, por lo que la forma de poder institucional queda así naturalizada.
Bases de la teoría funcionalista
Empirismo
El empirismo es una de las bases de la teoría funcionalista. Es una corriente filosófica del siglo XVIII que busca conocer la realidad a través de la observación de los fenómenos observables. La explicación de los acontecimientos se obtiene para los empiristas mediante la construcción de leyes generales y las relaciones causales entre fenómenos observables.
Positivismo
Otra doctrina filosófica que influyó en la construcción del pensamiento funcionalista es el positivismo, escuela fundada por Comte que comprende, una teoría de la ciencia, una reforma en la sociedad y una religión. Constituyendo una teoría del saber que no admite otra realidad que no sean los hechos, ni a investigar otra cosa que no sean las relaciones entre los hechos.
Su concepción de la realidad sólo se sostiene en aquello que puede ser experimentado por los sentidos, es decir, sólo el conocimiento científico puede llegar a ser un conocimiento verdadero y la mitología, la religión o la metafísica son tenidas por falsas e inútiles.
La doctrina positivista presupone que el ser humano puede alcanzar la posibilidad de enunciados tan apegados a la objetividad del mundo que carezcan de toda mediación por parte de la mirada, el sujeto o el discurso.